La comisión de salud de Mongolia Interior, una región autónoma del norte de China, ha confirmado que uno de sus habitantes, un hombre de 55 años, ha sido diagnosticado con la mortal enfermedad de la peste bubónica, también conocida como peste negra. Es el tercer caso confirmado de contagio en este país en las últimas semanas. En la capital, Pekíndos personas más están siendo tratadas en un hospital de la zona centro de la ciudad, hogar de más de 21 millones de habitantes. 

El brote podría estar vinculado al cambio climático

La peste bubónica es una enfermedad causada por la bacteria Yersinia pestis que se aloja y multiplica en el intestino de una especie de pulga que actúa como parásito de roedores (ratas, ardillas y ratones de campo). Si una de estas pulgas muerde a un humano lo contagia de la enfermedad que ataca los ganglios situados en la ingle, la axila o el cuello. 

El cambio climático podría estar vinculado con el brote de la enfermedad dado que la población de roedores en Mongolia ha tenido un drástico aumento después de varias temporadas de sequías

Los síntomas incluyen fiebre súbita, escalofríos, dolor de cabeza y en general, dolores musculares, además de debilidad, náuseas y vómitos. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, si no es tratada correctamente, la enfermedad puede agravarse y propagarse a los pulmones, donde se convierte en un tipo más severo llamado peste neumónica

En la Edad Media, esta enfermedad mató a más de un tercio de la población europea y se calcula que a un total de 45 a 60 millones de personas alrededor del mundo, siendo una de las diez peores pandemias de la historia. 

Las autoridades sanitarias han asegurado que hasta el momento no se ha encontrado evidencia de que el caso de la región autónoma esté vinculado de alguna forma con los anteriores en Pekín.

Según The Guardian, el paciente de Mongolia trató directamente con 28 personas cuando aún no era diagnosticado con la enfermedad, esas personas están aisladas y bajo observación; los pacientes de Pekín, también se encuentran aislados en cuarentena. 

Ve también:

Segundo brote de ébola más grave de la historia llega a ciudad y no hay vacunas suficientes

EEUU enfrenta la epidemia de sarampión más grave en casi tres décadas

Epidemia del dengue se expande por Centroamérica, ha matado a 135 personas en Honduras