Imagen ilustrativa: pxfuel

Empezar a menstruar puede ser una de las etapas más difíciles en la vida de las mujeres, no sólo por la incomodidad física que implica (que ya es suficientemente traumática por sí sola) sino que encima de eso el comienzo de nuestra fertilidad en muchas ocasiones está acompañado por otra sensación nueva y horrible, la vergüenza.

via GIPHY

La mayoría de las mujeres empieza a menstruar alrededor de los doce años, pero algunas inician con sólo ocho años. La nueva etapa puede ser muy difícil de procesar a esa edad y mucho más si no se tiene información sobre los cambios que atraviesa el cuerpo con la pubertad o si esa información es dada como un secreto, como si debiera ser ocultada.

[Entérate: Mujeres: 8 simples consejos para olvidarte de las infecciones]

Más de la mitad de las mujeres se han avergonzado de estar en su periodo

Si enseñamos a las niñas a esconder sus productos sanitarios o a que las conversaciones sobre la menstruación sólo se deben dar entre mujeres el periodo se convierte en un secreto, un tabú. El problema de esto es que tiene consecuencias negativas tanto para la salud femenina como para la salud social de niños y niñas.

De acuerdo con un estudio conducido por la compañía de calzones para el periodo Thinx, el 58% de las mujeres han sentido vergüenza por estar en sus periodos y 44% de los hombres admitió haberse burlado o hacer comentarios despectivos sobre una mujer por menstruar.

Según las Naciones Unidas, la desinformación y la vergüenza sobre la menstruación “socavan el bienestar de mujeres y niñas, haciéndolas vulnerables a la discriminación de género, el matrimonio infantil, la exclusión, la violencia, la pobreza y problemas de salud no tratados.”

Dejemos de escondernos.

Ve también:

Gwyneth Paltrow, Goop y el peligro de los productos milagrosos de internet

¿Cómo pueden los hombres ser aliados del feminismo?

2019, el año con más mujeres protagonistas en la historia del cine

- Advertisement -