El presidente Donald Trump firmó el miércoles un decreto para bloquear temporalmente la residencia permanente en Estados Unidos a algunos extranjeros, al decir que busca proteger a los trabajadores de su país durante la pandemia de coronavirus.

La orden ejecutiva durará 60 días y luego será revisada y posiblemente extendida. Algunos críticos ven el anuncio del republicano como una medida destinada a intentar aprovechar la crisis del coronavirus para implementar un objetivo político largamente buscado, que es prohibir el ingreso de inmigrantes antes de las elecciones del 3 de noviembre.

“Esto asegura que los trabajadores estadounidenses desempleados sean los primeros en recuperar su trabajo cuando la economía reabra”, sostuvo Trump en una rueda de prensa tras promulgar el decreto.

El mandatario también dijo que “preservará nuestros recursos de atención médica para pacientes estadounidenses” afectados por el coronavirus.

Los abogados de la Casa Blanca trabajaron todo el día para redactar el decreto, lo que llevó a algunos funcionarios a decir que la firma podría concretarse el jueves. Pero los asesores dijeron que Trump estaba ansioso por firmar el documento.

Promesas de Trump

Trump llegó a la Casa Blanca en 2016 con la promesa de tomar medidas enérgicas contra la inmigración y ha hecho del tema un eje central de su presidencia. Pero muchos de sus principales pasos para frenar la inmigración han sido desafiados en los tribunales y expertos legales dicen que este decreto también podría enfrentar demandas.

Un funcionario del Departamento de Seguridad Nacional que solicitó anonimato dijo que el decreto solo se aplicará a las personas que solicitan la residencia permanente desde fuera de Estados Unidos, no a las que ya están en el país y que buscan regularizar su estado.

Trump dijo que la medida inicialmente durará 60 días y que podría renovarse por el mismo período o más. También reveló que se está considerando un segundo decreto centrado en la inmigración.

Una persona familiarizada con el debate interno en la Casa Blanca dijo que Trump y sus asesores analizaron el decreto el fin de semana y que la medida apunta a asegurar su base electoral.

“Él siempre ha querido esto”, dijo la fuente. “Pero ahora, bajo esta pandemia, puede hacerlo sin problemas”.

Ve también:

Estadounidenses, a favor de mantener medidas de confinamiento

Antes de confirmarse el primer caso, coronavirus ya había matado en EEUU

México entra a fase 3 de contagios por coronavirus

- Advertisement -