Las autoridades de salud de Estados Unidos recomendaron el miércoles a sus ciudadanos que se queden en casa durante las celebraciones de Navidad y fin de año, y que si deciden viajar se hagan pruebas diagnósticas de COVID-19 antes y después de su viaje.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) alegaron que quedarse en casa sigue siendo la mejor manera de mantenerse a salvo y proteger a los demás.

No te pierdas:

Demoran vuelos en Denver por caso de COVID-19 en controlador

Navidad y celebraciones en casa

Ese es el mismo consejo que hicieron los CDC antes del feriado del Día de Acción de Gracias, pero de todos modos muchos estadounidenses decidieron viajar. Dado que los casos de COVID-19 y las muertes siguen aumentando, los CDC agregaron ahora la recomendación de las pruebas.

Los CDC dijeron que incluso si pocas personas se infectaron mientras viajaron por el Día de Acción de Gracias, eso aún podría resultar en cientos de miles de nuevas infecciones.

Durante una conferencia de prensa, las autoridades de salud dijeron que los ciudadanos que decidan viajar deberían considerar hacerse las pruebas de COVID-19 entre uno y tres días antes de sus viajes y nuevamente de tres a cinco días después. También recomendaron reducir las actividades no esenciales durante una semana completa después del viaje o durante 10 días si no se hacen una prueba posterior.

Entérate:

EEUU impone nuevas medidas tras feriado de Acción de Gracias

- Advertisement -