Al menos diez mujeres migrantes entre junio y diciembre de 2020 fueron expulsadas de Estados Unidos pocos días después de haber cruzado la frontera y haber dado a luz en territorio estadounidense, lo cual hace que, según la ley del país, su hijo sea automáticamente ciudadano de la nación, reporta BBC Mundo.

La Enmienda 14 de la Constitución señala en su primera frase que “todas las personas nacidas o naturalizadas en Estados Unidos y sujetas a la jurisdicción del mismo, son ciudadanos de Estados Unidos y del estado en el que residen”. Esta enmienda confirma la ciudadanía estadounidense por nacimiento; sin embargo, según el reporte de la BBC, el Gobierno de EEUU, por medio de sus agencias de inmigración, está deportando a ciudadanos estadounidenses.

El reporte indica que tienen registro de diez casos, pero los abogados de inmigración señalan que podría ser una cifra mucho mayor, ya que esos casos ocurren de “forma expedita y sin que intervenga ayuda legal”.

La investigación de BBC Mundo señala que entrevistó a dos familias y confirmó que sus hijos “recibieron papeleo en el hospital que demuestra que nacieron en Estados Unidos”. Sin embargo, también señalan que, debido a la forma en que fueron deportadas, las autoridades no les dieron el tiempo para obtener un certificado de nacimiento, lo cual dificulta su caso ante autoridades estadounidenses para el futuro.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) dijo que no tiene cifras sobre las mujeres deportadas tras haber parido en Estados Unidos, lo que es un obstáculo más para tener números concretos de esta práctica documentada por abogados de inmigración.

Los casos reportados por BBC Mundo ocurrieron durante la pandemia de COVID-19 —entre junio y diciembre del 2020—, la cual le permitió al Gobierno del expresidente de Donald Trump imponer una orden llamada Título 42, la cual permite a agentes de inmigración expulsar rápidamente a inmigrantes que entran al país sin autorización sin ofrecerles un acceso al protocolo legal para solicitar asilo.

El presidente Joe Biden pidió una revisión del Título 42, pero seguirá en efecto de manera temporal después de que una corte una corte de apelaciones de Washington fallara a favor de la orden hasta que termine el caso de P.J.E.S. contra Pekoske.

Caso de mujer migrante entrevistada por BBC Mundo

Uno de los casos entrevistados por BBC Mundo se trata de una mujer de Honduras que cruzó la frontera justo en el momento en que se le rompió la fuente, por lo cual tuvo que parir en Estados Unidos.  Ella dijo que su esposo era ciudadano estadounidense y hondureño y que esperaba reunirse con él, pero fue deportada con sus otros hijos, además del recién nacido.

Ahora, en medio de la pandemia, fue expulsada del país y la dejaron en México, donde ha tenido que intentar sobrevivir con sus hijos, los cuales todos son menores de edad.

“A mi casa en Honduras ya no puedo ni volver. Se llenó de agua con el huracán y perdí casi todo”, dijo.

De acuerdo con datos del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), decenas de miles de padres deportados tienen hijos ciudadanos estadounidenses. El caso documentado por BBC Mundo difiere de este tipo de deportaciones, pues el hijo ciudadano queda en Estados Unidos, pero es una muestra de las deportaciones masivas que están ocurriendo en Estados Unidos.

Si el caso fuera diferente, la mujer de Honduras pudo haber entregado al hijo recién nacido como ciudadano a su esposo, también ciudadano, y buscar una vía para entrar a Estados Unidos y alejarse de la pobreza y violencia que vivía en Honduras.

Ve también:

Centro de detención de Pensilvania libera a familias migrantes

Avalancha de registros de migrantes devueltos por Trump

Gobierno de Biden reabre instalación en Texas para niños migrantes

- Advertisement -