lunes, septiembre 26, 2022

Colecta busca mejorar la vida de reclusas mexicanas

  • Se busca recolectar artículos de higiene femenina como toallas sanitarias y papel de baño.

Durante todo diciembre la Fundación Rebeca Lan tiene activa la campaña “Milagro Navidad”, para recolectar artículos femeninos, principalmente toallas higiénicas, jabón y papel de baño para mujeres en prisiones de Tijuana, Ciudad de México y Estado de México.

La precaria situación al interior de los centros penitenciarios llevó a organismos nacionales e internacionales de derechos humanos y de la sociedad civil a ejercer presión para cambiar esto.

Si bien es cierto que tan sólo el 5% de los presos en México son mujeres, este grupo es el más vulnerable, y también el más castigado.

Depresión, ansiedad, falta de atención a necesidades básicas y escasez de artículos de higiene personal son algunos de los elementos detonantes para que el mes de diciembre sea uno de los más complicados del año para las mujeres privadas de su libertad. En nuestro país, el 80% de las reclusas no reciben visitas, situación que se agravó al comenzar la emergencia sanitaria por covid-19.

La Encuesta Nacional de la Población Privada de la Libertad 2021 del Inegi, el 68.7% de las mujeres en prisión manifiestan estar ahí porque las implicaron en un delito, o bien, porque su inocencia no ha sido comprobada.

Las donaciones se recibirán en las diferentes sucursales de las Hamburguesas H&M en la Ciudad de México y en farmacias La Más Barata, en Tijuana.

Imágenes: Cortesía Fundación Rebeca Lan.

De acuerdo a un comunicado de la Fundación Rebeca Lan, la mayoría de ellas han sido acusadas injustamente, ya sea porque se echaron la culpa para salvar a alguno de sus hijos o por ser víctimas de sus parejas; un mínimo porcentaje cometió algún delito.

Los obstáculos que una mujer enfrenta en prisión son diversos, y qué decir de la reinserción social una vez han cumplido su sentencia.

Ante este panorama la Fundación Rebeca Lan ha generado un modelo de reinserción enfocado en las mujeres privadas de la libertad y que a través de sus programas beneficia a mujeres, hijos y familias.

Colecta que surge de la misma causa

Este organismo fue creado por Rashel Cohen Lan en memoria de su madre Rebeca Lan, quien fue una mujer valiente e incansable que hizo frente a la injusticia través del apoyo, amor e impulso hacia sus compañeras privadas de la libertad.

La tercera semana del mes había llegado y el dolor en el vientre de María N se agravó cuando buscó desesperadamente entre sus limitados objetos personales y se encontró con la noticia de que el papel de baño y toallas sanitarias se había acabado.

María no tenía dinero y ninguna otra compañera había tenido la posibilidad de ayudarla, así que se sentía abandonada, vulnerable y desesperada. Sin embargo; esa tarde en la que se sentía peor que cualquier otro día, conoció a Rashel Cohen Lan, quien llegaba con un grupo de voluntarios que cargaban bolsas de plástico con jabón, papel y toallas femeninas. Esa noche María fue a dormir segura, limpia y digna, con la certeza de que las necesidades de esa larga y dolorosa semana estaban cubiertas.

Así como éste, existen varios testimonios de mujer privadas de la libertad que han recibido el apoyo de la Fundación Rebeca Lan.

Rashel tenía 13 años de edad cuando fue separada de su madre y en cada visita a la cárcel conoció la cruda realidad que viven las mujeres, madres, hijos y familias.

A través de la experiencia que Rashel adquirió, sintió el compromiso de hacer algo más para mejorar la vida de cada mujer que se enfrenta al encierro.

Por ellos, en 2016 Rashel se convierte en la fundadora y presidenta de la Fundación Rebeca Lan donde uno de sus propósitos es crear una sociedad con mejores oportunidades para las mujeres que recuperan su libertad, de esta forma se logra un cambio dentro de la sociedad, disminuyendo la delincuencia e impulsando la seguridad del país.

La labor

Actualmente, la Fundación Rebeca Lan colabora en tres estados de la República Mexicana, trabajando en Santa Martha y Tepepan en la Ciudad de México; Almoloya, Ecatepec, Neza Bordo, Neza Sur, Tlalnepantla, Chalco, Texcoco, Zumpango, Tenancingo, Iztlahuaca, Jilotepec y Temascaltepec en el Estado de México y en La Mesa, Tijuana.

La Fundación maneja un modelo de reinserción diseñado con perspectiva de género, enfocado en cuatro ejes que involucran “Sanación Emocional”, “Dignificación en Centros Penitenciarios”, “Vínculo Familiar y Maternidad” e “Inclusión Laboral” que acompaña a las mujeres durante su encarcelamiento hasta que son liberadas.

Este modelo les permite sanar sus emociones y desarrollar su inteligencia emocional, explorar cualidades y potenciales, vivir en espacios más dignos, reconstruir las relaciones con su familia y mejorar la vida de los niños que viven con ellas en prisión, así como la posibilidad de contar con una vida laboral inclusiva durante y después de su tiempo dentro de prisión.

- Advertisment -

Conéctate

1,141,948FansMe gusta
35,205SeguidoresSeguir
1,270,000SuscriptoresSuscribirte
- Advertisment -